En nuestra empresa dedicada a la venta de frigoríficos baratos en Albacete, sabemos que si no se cuidan bien los electrodomésticos, pueden empezar a dar fallos a los pocos años de haberlo adquirido. Los problemas que pueden surgir pueden estar provocados por muy distintas causas. No obstante, un buen número de ellos se podrían haber evitado siguiendo algunos de los consejos que vamos a exponer en este artículo.

El primer consejo que te daremos es que, a la hora de instalar tu nevera, lo hagas manteniéndola alejada de fuentes de calor como pueden ser radiadores u hornos. Busca un lugar fresco y bien ventilado. Así lograrás un ahorro económico, pues no forzarás tanto el motor del frigorífico, y que el motor tenga una vida útil más larga. La recomendación general es que el fondo de tu nevera esté alejado de la pared unos quince centímetros.

No abras la puerta de tu nevera cuando no resulte necesario y, cuando lo hagas, hazlo solo el tiempo preciso. Procura no mantener la puerta abierta durante largos periodos, porque esto hace que se pierda buena parte del frío, lo que supone un mayor trabajo para el motor. En caso de que tu motor falle y el frigorífico esté aún en garantía, contacta con nosotros para solucinarlo. En caso de que no lo estuviera, deberás buscar una empresa dedicada a la reparación de electrodomésticos.

Limpia el condensador de tu frigorífico, al menos, una vez al año. El condensador es la “parrilla” que encontrarás en la parte posterior de la nevera. Puedes pasarle, con cuidado, una aspiradora para retirar el polvo que se haya podido acumular en ella.
    
Si necesitas comprar frigoríficos baratos en Albacete con excelente calidad y que no den problemas al poco tiempo, ven a Electrodomésticos Storkay. Contamos con una amplia variedad para que elijas el tuyo. ¡Ven a visitarnos!